“Y un día nos encontramos en el Camino…”

CAMINO ULTREYA

Camino de Sanación  Médica, Psíquica y Emocional. El Camino Ultreya es la labor de nuestro centro, y de nuestra vida. Es la filosofía con que atendemos y acompañamos a nuestros compañeros adictos, dirigidos por un equipo de especialistas profesionales apoyados por un staff profundamente  comprometido.

Nuestra Misión es crear un ambiente holístico de sanación para que nuestros adictos reconozcan y entiendan su adicción, adopten un estilo de vida productivo, y se encuentren con su misión personal de ayudar a los demás.

Nuestra Visión es inspirar a quienes trabajan en la rehabilitación de adictos para crear ambientes saludables y entender la trascendencia humana de su labor de tratamiento de personas adictas.

Nuestros valores como una Organización seria y profesional se basan en el principio de que trabajamos para ayudar. Cuando alguien acude para rehabilitarse con nosotros descubre todos los días en acción  los valores de Camino Ultreya.

¿Qué hay detrás de una Adicción?

Una Adicción es una enfermedad cerebral que lleva de manera compulsiva a un individuo a utilizar substancias aunque dañen severamente su vida. Cuando alguien padece una Adicción ingresa con pasmosa intensidad en un proceso de necesidad de la substancia. La Adicción termina por secuestrarle la vida misma cuando  día con día va absorbiendo más y más de su  tiempo para dedicarlo a buscar y consumir la substancia. Con el tiempo, el adicto desarrollará tolerancia a la substancia y vivirá la necesidad de aumentar las cantidades para tratar de conseguir el efecto deseado. Las personas empiezan a consumir substancias por muy diversas razones: curiosidad, estrés, incrementar habilidades físicas (dooping), o simplemente sentirse mejor. El punto en que el consumo cruza al terreno del abuso es muy difícil de reconocer por el adicto.

Se puede decir que un adicto ha entrado al terreno del abuso de sustancias cuando:

  • Intenta detener el consumo pero falla;
  • Empieza a vivir problemas en su trabajo o en su entorno familiar y social;
  • Busca utilizar otras substancias más peligrosas para tratar de obtener los mismos efectos.

Un adicto en el terreno del abuso trastoca totalmente su vida, la de su familia y la de su entorno social y laboral. El primer mensaje que enviamos en Camino Ultreya es que ni el adicto, ni su familia, ni sus amigos están solos; hay un camino, que muchos hemos recorrido, y sí es posible con atención, escucha y amor salir adelante.

Ventajas del Camino Ultreya

¿Porqué elegir a nuestra Comunidad Terapéutica como un  centro de rehabilitación?

Al ser un proyecto propiedad de una familia nos permite ofrecer una atención y acercamiento humanos que difícilmente tienen otros centros. Ponemos al adicto como ser humano en el centro de todo el proceso. Se labora de tiempo completo en el proceso de rehabilitación bajo la dirección de  profesionales y especialistas siempre orientados por los valores que hicieron nacer y hacen funcionar el Camino Ultreya.

La Recuperación es un proceso.

Muchos pacientes requieren de los tres ejes del proyecto en distintos momentos, tanto del Detox como del internamiento y las consultas ambulatorias. Cuando un adicto llega a las instalaciones en Morelos ahí mismo entra a un proceso de rehabilitación que inicia con la eliminación de la dependencia de substancias, pasando al reconocimiento de la razones por las que empezó a abusar de la substancia y culmina con la paulatina reincorporación a sus actividades bajo supervisión médica. Este proceso de tres ejes ha sido demostrado como la mejor forma de buscar una recuperación a largo plazo del abuso de substancias.

Equipo Ultreya

El equipo de trabajo de Ultreya  labora desde el primer momento con el adicto y su familia para iniciar el camino de la recuperación en cuanto cruza nuestras puertas. Cada integrante del grupo está consciente de la importancia de su aporte en el proceso de recuperación. El equipo médico, por ejemplo, se aboca a implementar un tratamiento personal; ellos determinan qué es y qué no es adecuado para el Detox, y lo supervisan muy de cerca.

Nuestros terapistas trabajan para ayudar al adicto a encontrar las causas de su adicción. Por medio de sesiones individuales y de grupo, así como ejercicios socio terapéuticos y holísticos, crean los espacios ideales para explorar el pasado, las emociones enterradas, y las relaciones tóxicas, con lo que ha iniciado así el proceso de sanación emocional.

Nuestros Consejeros ayudarán en los momentos de crisis, en los más duros del proceso; ahí estarán y saben qué hacer. Son esos días en que se viven muy difíciles y en que dan ganas de tirar la toalla. El mensaje es: No se vale rendirse.

Esos son los tres niveles: el equipo médico, los terapistas y los Consejeros, y tienen la misión de ayudar al adicto a pelear por la vida con él, sobre todo cuando siente que es demasiada carga.

Valores Ultreya

Nuestros valores habrán de ayudar al adicto a cambiar su forma de ver la vida, y están presentes a lo largo de todo el proceso:

Gratitud: por medio de la Gratitud enseñamos a encontrar el sentido positivo de cada vida y a utilizarlo como arma para combatir los demonios. Una mente agradecida se sana y está mejor equipada para combatir los pensamientos y emociones negativas que invitarían a una recaída.

Mindfullness (La meditación Total): la práctica del Mindfullness nos orienta a agradecer cada día y aquietar genuinamente la mente para encontrar la paz que invita a no volver a pensar en utilizar sustancias. Es vida. El Mindfullness te obliga a vivir en el presente e identificar los botones que detonan la necesidad de consumir substancias.

Trabajo en Equipo: pasamos de la abrumadora soledad del adicto al trabajo en equipo; se aprende a participar honestamente en actividades de grupo para localizar y trabajar en equipo en el proceso de recuperación. Son iguales ayudando a iguales. Peregrinos orientando a Peregrinos. En el Camino Ultreya cada adicto en recuperación se convierte en un actor relevante para ayudar a la recuperación de los que vienen atrás.

Administración Integral: la más elevada forma de Administración: significa tener una visión clara y de conjunto de cada uno de los procesos de rehabilitación que se llevan en Ultreya, y la forma en que interactúan. En ningún momento un adicto está fuera del proyecto. Es una Administración en términos numéricos pero sobre todo profundamente humana. Eso nos distingue.

Creatividad: Nuestro compromiso con la Creatividad se manifiesta de muy diversas formas. Primero, provocamos a los adictos a ser creativos como parte del tratamiento. En ocasiones, las necesidades de tratamiento obligan a buscar métodos poco convencionales. Una invitación a explorar por terapistas y adictos las mejores formas de avanzar en el proceso. Ahí estamos. Y segundo, encaminamos a los adictos a encontrar su talentos, dones e intereses genuinos. Es un proceso brutal en que emergen nuevas habilidades que serán herramientas fundamentales en el proceso de recuperación.

Todo el proceso con una enorme honestidad profesional y humana. Eso, y mucho más, es el Camino Ultreya. ¡Bienvenidos!.

NOSOTROS TE AYUDAMOS

Contáctanos, atendemos asuntos urgentes.

SÍGUENOS

InstagramLinkedin